RECOMENDAMOSDónde dormir:

Hotel Etxeberri

Dónde comer:

Restaurante Etxeberri

Situación
Situada en la parte alta del valle del río Urola, uno de los que dividen la provincia de Gipuzkoa en comarcas naturales, se encuentra la villa de Zumárraga. Dista 39 km de la costa y limita con los municipios de Antzuola, Azkoitia, Azpeitia, Ezkio-Itsaso, Gabiria, Legazpi y Urretxu. Aunque no se dispone de datos concretos, se puede señalar que el clima es Templado-Húmedo, de variante oceánica occidental. Los vientos Norte y Noroeste son los predominantes e inciden en que las lluvias sean abundantes. Zumárraga tiene una superficie de 18,23 km², el núcleo urbano se encuentra en una cota media de 356,9 m sobre el nivel del mar. La población, ubicada en el valle, se encuentra rodeada por los montes Argixao, Beloki, Irumugarrieta, Izazpi y Oleta.

     

Monumentos y lugares de interés
Zumarraga cuenta con lugares de interés artístico-cultural, civil, religioso y gastronómico que merece la pena conocer. Destacamos La Antigua;la Casa Consistorial; la Plaza de Euskadi; la casa-torre y estatua de Miguel López de Legazpi; la casa de Busca Isusi; esculturas diversas de artistas vanguardistas vascos como Oteiza y Larrea; caseríos típicos; ermitas como San Gregorio o San Cristóbal; la iglesia Ntra. Sra. de la Asunción; la iglesia-convento de las Mercedarias y el cementerio. Por la elevada altitud del municipio, puede disfrutar de magnificas vistas del casco urbano y de los alrededores, pudiendo realizar excursiones como la del itinerario de los monumentos funerarios megalíticos o subir a Beloki (641 m.), Izazpi (970 m.) o Trapalata (635 m.).

Aprovechando su estancia entre nosotros puede visitar Tierra Ignaciana. Por ejemplo, puede empezar realizando la Ruta de los Tres Templos, donde, al margen de La Antigua, puede disfrutar del Santuario de San Ignacio de Loiola en Azpeitia y del Santuario de Nuestra Señora de Aranzazu en Oñati, disfrutando además del paisaje del valle del Urola y el Alto Deba. Así, también puede visitar la vecina Urretxu –cuna del bardo Iparraguirre–, Legazpi –en la que se encuentra la afamada ferrería de Mirandaola– y Ezkio-Itsaso –en la que podemos visitar el Caserío Igartubeiti–. Éstos son pueblos que junto a Zumarraga integran la comarca Urola Garaia. Si le gusta el mar, tiene la oportunidad de acercarse a San Sebastián (53 km.), Zumaia (39 km.) o Getaria (42 km.), perlas de la costa guipuzcoana. Bilbao con el Guggenheim y el Museo de Bellas Artes está a 74 km.

   

    

Historia
Los primeros datos relativos a Zumárraga aparecen en 1366, cuando el pretendiente Enrique, que luchaba en la cruenta guerra civil de mediados del siglo XIV contra su hermanastro el rey Pedro I, donó el monasterio de Zumárraga al Señor de Lazcano. Posteriormente, deseando salir del estrecho control a que había sometido a los pobladores de esta zona este Pariente Mayor, el 11 de diciembre de 1383, en el lugar de Urrutia, situado en el hoy barrio de Eitza, se firmó una escritura de concordia con la recién nacida villa de Urretxu. Dicho acuerdo fue confirmado por Juan II, en 1385, y ratificado por Enrique III. No obstante, en 1405, se declararon sin efecto tales acuerdos y se decretó que ambos municipios debían pertenecer a la vecindad de Segura, donde quedó adscrita hasta 1411. En fecha no determinada ingresó en la Alcaldía Mayor de Arería, en la que permaneció hasta 1660, y en 1661 Zumárraga recibió el título de Villa.
 

Al principio Zumárraga era una población establecida en núcleos diseminados, caseríos dispersos, en torno a la parroquia que era Santa María de Zumárraga, más tarde conocida popularmente por «la Antigua». Desde finales del siglo XV, se fue situando más cerca del río, creándose un núcleo «urbano» a partir de Eizaga. Ello ocasionó que, situado aún el templo parroquial en el monte, se solicitara en el segundo tercio del siglo XVI de las autoridades eclesiásticas el traslado de la parroquia al fondo del valle, lo que conllevó una traslación o nuevo emplazamiento.
Fechas claves en el municipio son: las primeras Ordenanzas Municipales de 1526; el primer Plan de Ordenación, por el arquitecto Estibanz, de 1860; el establecimiento del mercado quincenal los jueves en 1865, hoy semanal, que se celebra los sábados en la Plaza de Euskadi y que es escaparate de la producción agrícola de los «baserritarras» de la zona; la inauguración de la nueva Casa Consistorial en 1866, que ha sido reformada en 1986 basándose en unos innovadores criterios estéticos; la inauguración del nuevo Cementerio en 1875, que ha sido reformado en 1984 en una vuelta a la cripta; la primera traída de aguas en 1901; y la instalación en la villa de la empresa Esteban Orbegozo, S.A. en 1930, que significó la creación de abundantes puestos de trabajo, con una fuerte inmigración en la década de los años 50 y un impresionante crecimiento demográfico -cuadruplicando la población-, que alcanzó su culminación en 1977 con una población de 12.619 habitantes, momento en que la crisis económica varía la tendencia y comienza una emigración, superior al aumento vegetativo, que reduce la población a los 10.324 habitantes actuales.
 

Mención aparte merece, por tratarse de un elemento decisivo en la historia de Zumárraga, el ferrocarril, pues, no en vano, se ha llegado a contar con tres estaciones diferentes. En 1864 se inauguró el Ferrocarril del Norte (hoy RENFE), línea Madrid-París; en 1889 se inauguraron los Ferrocarriles Vascongados, línea Zumárraga-Málzaga; y, por último, en 1926 el Ferrocarril del Urola, conocido como el «Gure trena», línea Zumárraga-Zumaya. Tal hecho, recogido con carácter alegórico, en una escultura de Vicente Larrea (1986) ubicada en la Casa Consistorial, convirtió a este municipio en uno de los núcleos de comunicaciones más importante de las Vascongadas, al enlazar la Meseta con la costa guipuzcoana y con Vizcaya. En la actualidad sólo permanece en funcionamiento RENFE.
Zumárraga fue cuna de Miguel López de Legazpi, colonizador de las Islas Filipinas en el siglo XVI -cuya estatua preside la Plaza principal de la villa desde 1897- y cuya casa natal, conocida como Casa-Torre de Legazpi o Jauregi Haundia, todavía se conserva remodelada. Actualmente acoge a la Escuela de Música Secundino Esnaola.

Economía
Heredero de una tradición secular que sólo conocía como forma de actividad económica válida la agricultura, el pueblo de Zumárraga todavía verá comenzar este siglo con una economía eminentemente rural (agrícola y ganadera), aunque por los efectos de la instalación de dos líneas de ferrocarril en el siglo XIX, más una en el XX, van a hacer que tenga una importancia creciente el sector industrial y, cada vez más, también se observe el auge del sector servicios. A finales del siglo XIX, en 1885, empezó el auge de la manufactura de mimbre y junco con la fundación de una fábrica por Justo Artiz. Después se abrieron otras, como las de los Busca, los Legorburu, los Jaka y los Garín. Proliferaron también las pequeñas cesterías, dedicadas más a los cestos terreros hechos de mimbre y corteza de castaño. Era tal su importancia que la C/ Piedad era conocida por la denominación popular de «cuesta de los cesteros». El auge de la actividad se mantuvo hasta los años 30.
Tras la Guerra Civil Española, mantenida de 1936 a 1939, es cuando Zumárraga se incorpora decididamente a la preponderancia del sector industrial, pues la recién instalada factoría Esteban Orbegozo, dedicada a la industria de la siderometalurgia, va a hacer que a partir de los años 50 se incorpore a la fábrica gran parte de la población del entonces pequeño pueblo, a la que se unirán grandes oleadas de trabajadores venidos de otras tierras de España, lo que va a disparar las cifras de población de la villa. Junto a esta importante factoría van a instalarse o a agrandarse otras industrias (entre las últimas podemos citar a «Badiola Hermanos», «Rojo y Zaldua», etc.), lo que va a configurar una población eminentemente industrial.

Por su parte, el sector servicios va creciendo también desde la década de los 50 con la inmigración masiva, pudiéndose decir que Zumárraga tiene una equilibrada economía en lo que a sus fuentes de producción respecta, ocupando asimismo un lugar importante este sector.
En la actualidad una de las principales empresas del municipio es Arcelor Mittal Zumárraga, la antigua fábrica de Esteban Orbegozo integrada actualmente en el gigante del acero mundial tras haber pertenecido en el pasado sucesivamente a grupos empresariales cada vez mayores: Acenor, el Grupo Marcial Ucín, Aceralia y Arcelor. El tren de laminación de Zumárraga sigue ocupando en la actualidad a cerca de 500 trabajadores, aunque lejos de las cifras de antaño.

Fiestas
•2 de Julio – Santa Isabel
•15 de Agosto – Día de la Virgen.
•13 de Diciembre – Santa Lucía.
•15 de Mayo – San Isidro

Página web: www.zumarraga.net

 

Sobre El Autor

El Club Del Buen Turismo

EL CLUB DEL BUEN TURISMO es un programa de referencia en la radiofonía española que más tiempo le dedica al turismo y donde se recogen cada día las propuestas ms interesantes de los viajes, la gastronomía, la salud ,el ocio, el entretenimiento compartido y el bienestar. Cada día salimos de viaje, ¿nos acompañas? Te sorprenderás. http://www.tvradioturismo.com

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.